Presentado por:

© 2030 Brújula Política se reserva todos los derechos de autor.

® Brújula Política es una marca registrada. 

  • Editorial

Seguridad en México: Terrorismo político


Los acontecimientos ocurridos el día de ayer en los límites de Chihuahua y Sonora son de atención mayúscula en la estrategia nacional de seguridad. Una de las promesas de el gobierno federal era pacificar el país, dentro de su estrategia no se contempla el combate armado, la ruta que pretende seguir la 4T es eliminar la delincuencia organizada a través de la conciencia, que hoy se puede considerar una estrategia fallida. La Guardia Nacional no se ha logrado consolidar en el norte del país y junto con el ejército, se vio vulnerada en los hechos ocurridos en días anteriores en Culiacán. El poder del crimen organizado en México hoy supera en reacción, estrategia y armamento al sistema de seguridad del país. Comparto la idea de creer que la detención de un delincuente no vale más que vidas inocentes, más no comparto la impunidad. La vida de los ciudadanos que día a día salen a buscar el sustento familiar independientemente de su clase social debe ser resguardada por el estado y no se pueden permitir mas actos de violencia como el que ocurrió ayer en la sierra de Chihuahua-Sonora. Por otro lado, no menos importante, está el gobernado Javier Corral que lejos de ser el zar anticorrupción que prometió ser, está sumergido en su ego político. mientras el estado se despedaza, Corral juega golf, tenis o está en alguna carrera. Cada vez son más las denuncias por corrupción al interior de Gobierno del Estado, una estrategia de seguridad que se sostiene con alambres, una economía estancada y su credibilidad por los suelos. Ese es el panorama de Chihuahua donde pueden asesinar a familias enteras sin capacidad de reacción y mucho menos de justicia.


0 vistas